martes, 6 de agosto de 2013

Vouyeur


Señoras que se apuran
camino del mercado,
señores que no saben
a que hora cierra el bar,

chiquillos que tropiezan
y corren por todos lados,
abuelos que guardan migas
en los bolsillos de pan,

conductores que se saltan
semáforos en rojo,
ciclistas que pedalean
a la puesta de sol,

pescadores que en el dique
se enfrentan contra todo,
vendedores ambulantes
que ofrecen una flor,

carteristas que curran
en la boca del metro,
taxistas que bostezan
esperando sin más,

maderos de paisano
escudriñando lo incierto,
equipajes perdidos
que igual vienen que van,

estudiantes en paro
que subrayan diarios,
japoneses que corren
detrás del autobús.

loteras, cartomantes
locutores de radio,
actores de renombre,
soldados de Jesús,

punkis llenos de piercings
que hacen malabares,
chaquetas con gomina
que miran el reloj,

monjas que dan pellizcos
para espantar los males,
poetastros frustrados
que cantan al amor,

camareros que corren
serviles a las mesas,
lolitas en minifalda
chupando un chupachup,

asesinos en serie
acechando a sus presas
curas que se santiguan
entrando al puticlub.